¿Cómo aprovechar los huesos del jamón?

¿Cómo aprovechar los huesos del jamón?

26 Nov 2020 - Publié dans Non classifié(e)

Se suele decir que del cerdo se comen hasta los andares y es que casi cualquier parte es aprovechable, incluso los huesos. De hecho existen muchas recetas de caldos y cocidos en los que el hueso de jamón aporta un sabor fantástico.

Los huesos de jamón les dan a los caldos un punto salado muy característico, por lo que te recomendamos no abusar de la sal en platos con jamón. Podremos hacer desde cocidos, guisos de legumbres, pucheros, salmorejos, sopas, fondos…

El jamón ibérico es un gran aliado en nuestra dieta debido a su alto contenido proteínas fácilmente asimilables, previene la osteoporosis por su contenido en hierro, es fuente de vitaminas del grupo B y vitamina D, contiene minerales y ayuda a mejorar los niveles de colesterol.

La cantidad de grasa que posee no es tan elevada como mucha gente piensa, además de tratarse en gran parte de ácidos grasos insaturados (como ocurre con el aceite de oliva o las nueces), en proporciones que rondan el 40%.

Las grasas son muy importantes para el organismo, ya que aportan energía, constituyen estructuras celulares, pueden llevar vitaminas liposolubles, además de dar sabor y aroma a los alimentos.

A continuación te dejamos algunas recetas con huesos de jamón:

– Caldo concentrado de jamón

Blanquea los huesos un par de veces hasta que suelten las impurezas.

Cuécelos durante 2 horas mientras retiras la grasa que sube a la superficie.

Por último cuela el caldo y podrás consumirlo directamente o guardarlo en el congelador.

– Croquetas caseras de jamón

Sofríe cebollita, jamón y un poco de mantequilla, añade un poco de harina y tuéstalo todo.

Conforme se vaya calentando añade caldo de jamón y leche para que se mezcle todo.

Cuece la masa de las croquetas durante 10 minutos aproximadamente a fuego medio. Puedes añadir un toque de nuez moscada.

Vierte la masa en un recipiente y empieza a dar forma a las croquetas.

Prepárate 3 platos, uno con harina, otro con huevo y otro con pan rallado. Y ve rebozando las croquetas en ese orden.

Por último, fríe las croquetas con el aceite bien caliente para que no se rompan y a disfrutar.

¿Cómo conservar los huesos del jamón?

Es importante saber cómo podemos conservar estos huesos en el mejor estado posible y que no se echen a perder. Por ello recomendamos que los cortes en trozos más pequeños para congelarlos. Pídele a tu carnicero que te lo divida. Si los huesos están en condiciones y no se han secado podremos envolverlos con film transparente o una bolsita hermética para congelador.